La Junta de Castilla y León contraviene la directiva europea y autoriza la caza de 339 lobos

La Junta de Castilla y León autoriza la caza de lobos basándose en un estudio sobre el lobo gris en Minesota (Estados Unidos).

La Junta de Castilla y León contraviene la directiva europea autorizando la caza de 339 lobos

La Junta de Castilla y León, a través de resolución de la Dirección General de Patrimonio Natural y Política Forestal, ha autorizado la caza de 339 ejemplares de lobo en las provincias de Palencia, Burgos, Zamora y León. La Junta dicta esta resolución a pesar de que conoce que el TC admitió a trámite recientemente un recurso, interpuesto por el Defensor del Pueblo a petición de PACMA, que pone en duda la constitucionalidad de la ley cinegética de la comunidad autónoma.

En marzo de este año, y tras la denuncia de PACMA, el TSJ de Castilla y León suspendía la Ley de Caza autonómica y la orden de caza para el presente año por defectos graves. En febrero, los comisarios Europeos de Medio Ambiente y Agricultura remitieron conjuntamente una carta a las administraciones interesadas españolas, recordándoles la necesidad de proteger al lobo en virtud de la directiva europea hábitats.

Recientemente PACMA solicitó al Defensor del Pueblo que interpusiera un recurso ante el Tribunal Constitucional por la modificación que las Cortes de Castilla y León realizaron para sortear la paralización de dicha ley. El Defensor del Pueblo, D. Francisco Fernández Marugán, dio curso a dicho recurso que fue admitido por el Tribunal Constitucional.

A pesar de todos esos antecedentes, y aunque la Directiva Europea Hábitats establece que la población de lobos al norte del Duero, es la única que puede estar sujeta a «medidas de gestión» (que no son específicamente letales), la Junta de Castilla y León acaba de decretar la caza y muerte de 339 lobos.

El texto de la resolución, con fecha 9 de octubre y publicado en el BOCYL del pasado día 23, justifica su decisión en base a una serie de cálculos estadísticos de población lupina completamente arbitrarios. A pesar de que el censo oficial de lobos se realizó en 2012 – 2013, y que este es el único recuento completo y válido, la JCyL reinterpreta estos datos suponiendo que el número de manadas ha aumentado y estableciendo que cada una de las manadas cuenta con nueve individuos. Sorprendentemente, cita como referencia para realizar estos cálculos, un estudio sobre la población del lobo gris en la región de Grandes Lagos en Minesota (Estados Unidos).

La Junta de Castilla y León, consciente de la preocupación y el rechazo mayoritario que despierta la caza de un animal tan emblemático como el lobo, insiste una y otra vez en justificar su pretendido ánimo proteccionista y conservacionista. Sin embargo, y a pesar de aludir a que la autorización de la caza de estos 339 lobos, la Junta cita que lo hace en pro de una reducción de la «conflictividad» en dichas regiones loberas. Al margen de no aportar ningún dato sobre el supuesto repunte de la conflictividad, las regiones en las que la JCyL autoriza un mayor número de muertes, coinciden con aquellas, como Mampodre o la Sierra de la Culebra, en las que se ha conseguido una mayor interacción socioeconómica entre humanos y lobos. Las comarcas de Mampodre, Riaño o La Culebra son pioneras en la implantación de modelos económicos rurales basados en el turismo de naturaleza y observación, todo ello derivado, obviamente de la presencia del lobo y de la protección de su entorno natural.

PACMA denuncia que los intereses de la JCyL no tienen nada que ver con la «conflictividad» provocada por los lobos. Incluso, si así fuera, existen y se han probado, medios de contención y protección mucho más efectivos y menos lesivos para el medio y la sociedad rural que la caza. Sin embargo, no es difícil atisbar que esta maniobra de la JCyL es un guiño al lobby cinegético, tradicionalmente alineado con ciertas opciones políticas, en fechas claramente preelectorales.

Como siempre que se lleva a cabo una flagrante injusticia, los que más pierden son los más débiles, en este caso los lobos. En PACMA no estamos dispuestos a permitir que ninguna administración vulnere la ley, dañe el medio natural y atente contra la vida de los animales. Por todos esos motivos, seguiremos luchando  y defendiendo al lobo y a quienes comparten los espacios rurales con ellos, por todos los medios posibles y frente a quien sea necesario.

Comenta:

Cargando comentarios...

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Para continuar tiene que aceptar nuestra política de cookies.