Las perreras de Madrid, al 110% de su capacidad

Las perreras de Madrid, al 110% de su capacidad

La mala ejecución de las políticas de sacrificio cero en la Comunidad de Madrid están generando nuevos problemas para los animales. Si bien ya no son sacrificados, el problema es ahora la saturación en las perreras. Si no se ataja, podría tener consecuencias fatales para los animales. Sobre todo, habida cuenta del poco interés de los representantes políticos en respetar la vida de los animales cuando llegan problemas.

La situación sobrevenida en Madrid, y que podría extenderse a otros municipios que dejan de sacrificar animales en sus perreras sin implementar otras medidas para frenar el abandono, tiene su causa en el desconocimiento general de los políticos en las instituciones sobre lo que verdaderamente significan políticas de Sacrificio Cero. No sólo se trata de dejar de sacrificar animales. Entre otras medidas importantes, son necesarios planes de esterilización y la prohibición de la compraventa de animales. El Sacrificio Cero, por lo tanto, no es un medio, sino un fin que sólo se consigue con valentía política para prohibir y atajar las prácticas que derivan en el abandono de animales.

Otros países en Europa ya las han llevado a cabo con excelentes resultados. Pero la torpeza política en asuntos que atañen a los animales en España, está llevando a situaciones como la de Madrid, con las perreras al 110% de su capacidad. Los animales necesitan valentía política. Lo animales necesitan la Ley Cero que, en su preámbulo, explica los pasos a seguir.

Si estás a favor de que se implementen auténticos planes para frenar el abandono y alcanzar el verdadero Sacrifico Cero, firma aquí: www.leycero.es.

Breve extracto de la Ley Cero

“Cerca de 150.000 animales son abandonados cada año en nuestro país. La mayor tasa de abandono de Europa. Entre las principales causas se encuentran las camadas no deseadas y el fin de la temporada de caza.

Es necesario resolver este problema en su origen, estableciendo la esterilización obligatoria, prohibiendo la compraventa de animales de compañía y su uso como instrumentos de caza.

Desde hace años se vienen denunciando las condiciones de explotación e insalubridad de la crianza comercial de animales de compañía, así como el incierto destino que sufren aquellos que nunca llegan a ser vendidos. Más allá, resulta inconcebible que se siga permitiendo su comercialización mientras se están sacrificando miles en los zoosanitarios municipales.

Continuar permitiendo la compraventa de animales de compañía fomenta su cosificación, otorgándoles la categoría de mercancía con la que lucrarse.

Hasta ahora han sido las entidades de protección y defensa animal, las que han ido paliando esta situación, siempre saturadas y desbordadas, asumiendo una responsabilidad que corresponde a las Administraciones públicas.

En los últimos años se ha hecho evidente la creciente preocupación de la sociedad española por el bienestar de los animales, que lleva tiempo reclamando leyes que garanticen su defensa y protección.

Es por ello necesaria una ley que establezca unos mínimos de bienestar para todos los animales, como seres sintientes. Una ley que ponga fin a los festejos y tradiciones crueles, a su explotación en espectáculos y a su cautividad con fines de entretenimiento. Una ley que establezca el sacrificio cero de animales de compañía sanos, estableciendo medidas valientes y efectivas como la prohibición de la compraventa y la esterilización obligatoria, fomentando así su adopción y reduciendo drásticamente el abandono.”

 

4 comentarios sobre “Las perreras de Madrid, al 110% de su capacidad

  1. Primero prohibido la venta de animales y segundo multas y si es necesario cárcel por el maltrato y abandono de los pobres animales esterilización gratuita

  2. Es inconcebible que a éstas alturas se sacrifiquen a los animales abandonados ,en vez de subvencionar la tauromaquia más ayudas a las perreras !!! Prohibir la venta de mascotas sería una buena solución , así se harían muchas más adopciones.

  3. Los animales ni se compran ni se venden, no son juguetes ni regalos. Además bastantes animales hay ya desamparados en las calles. ADÓPTALOS! Sacrificio cero, esterilización y adopción, son tres palabras claves.

  4. No quiero que el dinero de mis impuestos sea utilizado para la tauromaquia. No deseo apoyar festejos de crueldad animal.
    Ojalá se logre consolidar la ley cero, carcel para los maltratadores con multas económicas y sobre todo la prohibición de volver adquirir animales, por qué esas personas violentas son reincidentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia y nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Para continuar tiene que aceptar nuestra política de cookies.