PACMA condena las batidas contra perros abandonados de Lleida y lo denunciará

Hasta el momento han sido asesinados siete perros, víctimas por partida doble de la indiferencia y el desprecio humanos, primero en su abandono, después con su ejecución injustificada e ilegal.

PACMA condena las batidas contra perros abandonados de Lleida y lo denunciará

El pasado 6 de noviembre aparecía en los medios la noticia de que “una jauría de perros salvajes” había atacado por segunda vez en pocos meses al rebaño de ovejas de un ganadero de Seròs (Lleida), provocando la muerte de más de un centenar de ellas, bien por heridas directas, bien por asfixia al ser presas del pánico.

Anteriormente a esta fecha, el alcalde de Seròs decidió entonces paliar su falta de ética y responsabilidad, además del incumplimiento de la ley al no existir gestión alguna de los animales abandonados de la localidad, con la petición de autorización de batidas con cazadores para acabar con la vida de estos animales.

Las batidas se autorizaron por parte de los Servicios Territoriales de Medi Natural de Lleida, y hasta el momento han sido asesinados siete perros, víctimas por partida doble de la indiferencia y el desprecio humanos, primero en su abandono, después con su ejecución injustificada e ilegal.

No existe informe veterinario que avale la peligrosidad de los animales (de hecho rehúyen al hombre, y los agentes rurales que intentan darles caza encuentran serias dificultades para dar con ellos), ni la Ley de Protección animal catalana permite el sacrificio de esta especie doméstica, sin justificación, ni tampoco por los medios en que se está acometiendo.

Una vez la noticia saltó a la prensa, intervinieron los Agentes Rurales de la Generalitat de Catalunya que, el día 7 de noviembre, hicieron la primera batida dejando jaulas trampa y armados con armas de fuego “por si había que sacrificarles”. Se han solicitado nuevas batidas con cazadores desde el Ayuntamiento de Seròs, ya que los agentes han intentado una segunda batida sin éxito por localizarles.

El alcalde es conocedor de la existencia de estos perros desde el verano, tal como él mismo reconoce en diferentes medios de comunicación (“Los veraneantes abandonan a los perros que ahora matan ovejas”), y no ha establecido en este tiempo las medidas necesarias para evitar la situación actual, a pesar de ser obligación del Ayuntamiento hacerse cargo de los animales abandonados en su municipio.

Ya es habitual que los municipios y administraciones autonómicas resuelvan sin ética alguna un problema generado precisamente por su falta de responsabilidad previa, en situaciones de ausencia total de atención a los animales a cargo de la administración, con perreras sin recursos ni personal cualificado, con protectoras abandonadas a su suerte y sin ayudas que hacen el trabajo que les corresponde a las administraciones, y sin las más que necesarias campañas de concienciación contra el abandono, la cría indiscriminada y la compraventa de animales.

La coordinadora de PACMA en Lleida, Cristina de Dios, anunciaba que el Partido Animalista interpondrá denuncia contra el Ayuntamiento de Seròs y contra la Generalitat. “El caso más vergonzoso de estas características que pone en evidencia de forma clamorosa la falsedad de los argumentos de “peligrosidad” y “asilvestramiento” de estos animales se dio en Punta Umbría (Huelva) en Febrero de 2013, donde organizaciones de protección animal se interpusieron en las batidas autorizadas contra los perros abandonados de la localidad, acusados de atacar ganado y personas. Se rescataron una decena de animales, que a día de hoy se encuentran adoptados, en casas de acogida o esperando todavía una oportunidad de una familia, contradiciendo así la versión oficial que justificaba su muerte violenta. En este caso, PACMA también denunció estas autorizaciones ilegales”, explicaba De Dios. Este caso contradice las declaraciones que el alcalde de Seròs hizo a una televisión autonómica (programa 8tv el 12/11/2014) y en las que aseguraba que "a estos animales una vez han probado la sangre ya no se les puede considerar animales domésticos ¿Qué otra alternativa hay? Estos perros no se pueden reeducar, están asilvestrados. Hay que ser más racional, realista y pragmático"; afirmaciones son totalmente erróneas y sin fundamento.

Comenta:

Cargando comentarios...